Entradas

Los mejores ejercicios QUEMAGRASAS

Bueno, bueno, bueno… Pues ya ha pasado lo gordo de las fiestas y, en general, supongo que todos estaréis un poco más rellenos. Es lo normal. Las comilonas, y el alcohol, hacen estragos y cada Navidad, por mucho que lo intentemos, pasa lo mismo (tengo que confesaros que yo más bien adelgazo un poco pero bueno, no voy a presumir de nada).

Ahora toca lo que toca, es decir, apretar con el tema de la comida y hacer ejercicios adecuados para que fomentemos la pérdida de grasa. Ya sabemos que, en este sentido, los ejercicios de cardio son los mejores aliados, esto es, moverse. Rápido y sudando la camiseta.

Para ello tenemos, como opción más general, correr. A lo que ahora se le llama “running”, vaya. Bien en la calle, o en la cinta, correr de media hora a 45 minutos cuatro veces por semana nos hará (insisto, todo esto acompañado de una alimentación saludable) empezar a recuperar la línea. Yo, creo que os lo he comentado alguna vez, no puedo correr porque no respiro bien y me canso, por la asfixia, enseguida. Pero hay más posibilidades. La elíptica, patinar, la bici… o hasta subir escaleras. Eso sí, con ritmo in crescendo para, ya en la recta final, hacer un sprint con el que lo demos todo.

Luego hay también ejercicios sencillos pero que agotan tanto como saltar el cajón. Sí, saltar con los dos pies, impulsándonos hasta tocar con las plantas la madera superior y volviendo a bajar de un salto en cuatro series con doce repeticiones. Y también tenemos la comba, que es maravillosa y cuyos efectos son casi inmediatos. Prueba a saltarla durante tres minutos, sube a cinco cuando puedas e intenta llegar a diez. Es muy completa y no solo se pierde peso malo sino que se endurece la masa muscular.

crossfit-box-jumps

También tenéis las pesas rusas o “kettlebles” (os hablé de ellas en un post) que inciden en especial en la zona abdominal y que, en cuatro series de un minuto durante el que vayamos, poco a poco, subiendo el peso de la pesa, dan unos resultados espectaculares.

Ya veis que por opciones no es. Incluso, dentro de esta oferta que os hago, podéis combinar y hacer 40 minutos de cinta, siete de comba y las pesas rusas. Cortáis un poquito el grifo de los caprichos culinarios y… ¡milagro! ¡Antes de verano estaréis perita! ¡Os lo aseguro!

skakalka-forma

“Pros” y “Contras” del “running”

Correr no me gusta. Nunca me ha gustado. Como mucho hago elíptica pero correr me cansa, me fatiga, me hace que mis huesos se lamenten y que pase un mal rato porque encima no respiro bien. Pero eso no significa que correr (o hacer “running”, término que está más de moda), no tenga beneficios y que no los sepa. Así que hoy os voy a enumerar algunos “pros” y algunas “contras” también.

VENTAJAS

  1. Reduce algunas enfermedades como colesterol, hipertensión u obesidad.
  2. Mejora el sistema cardiorespiratorio y, aunque al principio te cueste (yo lo he comprobado), poco a poco tu capacidad pulmonar aumenta y aguantas más con menos esfuerzo.
  3. Fortalece huesos y regenera la masa muscular (piernas, abdomen, espalda y hasta brazos)
  4. Quema grasas. Siempre pero mucho más si lo practicas antes de desayunar, a primera hora de la mañana (esto incluye la celulitis).
  5. Combate el estrés. Estamos menos ansiosos y descansaremos mejor, potenciando las hormonas de la felicidad.

chi_running

DESVENTAJAS

  1. El “running” engancha, generando alcaloides similares a los opiáceos y a los derivados del cannabis (además de otros niveles que provocan la “runorexia”).
  2. Es una actividad agresiva que aporrea los músculos. Un corredor hace 180 pasos por minutos (10.800 en una hora, 5.400 impactos en cada rodilla) siendo esto germen de, por ejemplo, tendinitis.
  3. Puedes romper tus ligamentos y pasar meses inmovilizado o dañarte las rodillas.
  4. La zona lumbar puede verse afectada por protusiones o hernias discales.
  5. Hay que tener cuidado con los pies y con el calzado que utilicemos. Hay riesgo de fascitis plantar, inflamación de la fascia de la planta del pie.

Desde 20 minutos a una hora es el tiempo de media que se suele emplear en el “running” que, sea como sea, está cada vez más de moda. No cuesta apenas nada (las zapatillas, la ropa y poco más) y los beneficios son mucho mayores que las desventajas (y rápidos, además). Solo hay que decidir si nos compensa y, una vez ahí, tirar para adelante.

runner-1814460

Para Reyes Magos, “Operación Bikini”

La “Operación Bikini” no empieza después de Semana Santa… La “Operación Bikini” empieza… ¡ahora! Pero, para tener buen cuerpo, no siempre es necesario un gimnasio (de hecho, hay gente a la que no le gustan o no puede permitírselos). Solo hace falta voluntad y encontrar una actividad física que nos vaya en función de nuestros objetivos, nuestro tiempo y nuestras posibilidades, en general. Esto, unido a una dieta saludable… ¡obrará el milagro! A continuación te describo algunas opciones para que apuestes por la que más te guste y más te vaya…

Correr/Footing/Running

Es una costumbre muy anglosajona a la que nuestra mirada se ha acostumbrado gracias a tantas y tantas imágenes de películas en las que aparecen personajes con su chándal o ropa deportiva corriendo por parques. Hacer “footing” o “running” proporciona una condición física muy buena en la que los efectos son palpables a corto plazo. El tren inferior se pone en movimiento, la quema de calorías es grande y se favorece un tronco más delgado. Claro que, en el lado negativo de la balanza, sufrimos muchos impactos, castigando las rodillas y las articulaciones a marchas forzadas.

main-master-the-proper-running-form

Natación

Es de lo mejor que existe en cuanto al ejercicio se refiere. Da una excelente forma física, nos ayuda a coordinar la respiración y tonifica. Solo sería recomendable, si apostamos por ella como única alternativa, realizar un chequeo médico para valorar que todo está bien.

calentamiento_natacion
Remo

También es algo muy bueno y muy similar a lo que sucede con el “running”. Crea un gran tono muscular en el tren superior y nos proporciona el placer de marcarnos algún pequeño reto. Se considera un escalón mayor a la hora de trabajar los lumbares, el abdomen, los bíceps y los tríceps.

Remo-003
Bicicleta

Ya sabéis que hay dos tipos: la estática y la bicicleta en movimiento (con, a su vez, muchas distintas pensando en ciudad, montaña, paseo, grandes recorridos…). La primera tiene un gran inconveniente pues, al tenerla en nuestro entorno, el nivel de motivación, baja y se corre el peligro de abandonarla. La segunda, por el contrario, precisa de un oxígeno más puro que desemboca en una excelente forma física gracias al movimiento elíptico y a la ausencia de agresión articular.

Beneficios-de-andar-en-bicicleta-1