Entradas

Los superpoderes del aguacate

Soy fan del aguacate. Pero muy fan. Cuando viajé a Australia me di cuenta de lo poco que lo consumíamos aquí (ahora mucho más pero hace unos años era casi desconocido) y de la multitud de usos que tiene más allá de las ensaladas. Uno de ellos, por daros un ejemplo solo, es untarlo en las tostadas para desayunar pues, aunque contenga bastante grasa (30 gramos por cada pieza) es una grasa no solo no perjudicial sino beneficiosa.

7EB

De hecho, pensando en alimentación deportiva, los aguacates son muy interesantes por varias razones:

  1. Ayudan a que se queme grasas y crezca y se repare la masa muscular pues tiene todos los aminoácidos esenciales, bastante proteína, potasio, zinc (más que los plátanos). Además, mejora los niveles de testosterona naturalmente.
  2. Sus carbohidratos mejoran la absorción de calcio y dificultan al páncreas la liberación de insulina (lo que revierte en pérdida de peso).
  3. Sus grasas (el 80 por ciento de las calorías que contienen provienen de éstas) son buenas. Son grasas monoinsaturadas que reducen el colesterol malo y aumentan el bueno, reduciendo el riesgo de sufrir enfermedades cardiovasculares, estabilizando el ritmo cardiaco.
  4. Disminuyen las inflamación en las articulaciones y colaboran en la reparación de los cartílagos gracias a los ácidos esenciales que contienen y a la vitamina E.
  5. Nos sacian más gracias a los siete gramos de fibra que tienen por pieza, algo que favorece la descomposición de hidratos de carbono y el tránsito intestinal.
  6. Su ácido oleico activa la zona del cerebro que nos hace sentir llenos.
  7. Mejoran el sistema inmunológico por su alto poder antioxidante.
  8. Protegen las enfermedades de los ojos.

Solo, en ensalada, en tostadas, o en guacamole (que es aguacate con cebolla, limón, ajo, cilantro, sal y poco más), el aguacate es estupendo, como habéis podido comprobar. No dejéis de introducirlo en vuestra dieta y de aprovechar todas sus ventajas… ¡Está tan rico…!

shutterstock_1251267201_139094295254_6

Comida post entreno

Hola! Cómo estáis???  Veo que echáis de menos mis posts y que, cuando subo algo, las visitas aumentan considerablemente con lo que voy a tener que plantearme meter más cositas. Sí me gustaría que me contaseis vuestras dudas y que me dijerais si hay algo que os provoque curiosidad para centrarme en esos temas porque, en el cuidado personal, hay tantas opciones…

Hoy quería deciros algo que he estado descuidando un poco y que a la vez siempre me ha provocado muchas dudas: la comida de después de entrenar (y que no debe producirse más allá de media hora después de finalizar). A veces coincide en que terminamos y llega el almuerzo o la cena (que habría que reforzar un poquito y en la que no pueden faltar los hidratos –aunque sea de noche-) y otras que necesitamos hacer una toma antes de las comidas principales.

En ese caso recuerda que el carbohidrato permite recargar el glucógeno quemado y que necesitamos glucosa para el músculo y fructosa o galactosa para el hígado. ¿Cantidad? Depende de la alimentación y el entrenamiento que hayamos hecho. Si hacemos cardio tendremos el glucógeno más bajo que con el entrenamiento de fuerza pero bueno, como general, ingerid entre 0.6 y 0.8 grs. de carbohidrato por kilo de peso corporal. ¡Ah! Lo ideal sería que el 50-60 por ciento de los carbohidratos diarios los consumiéramos después de entrenar… Como glucosa tenéis la patata cocida, el boniato, la batata o el arroz (unos 20-30 gramos por cada 100 gramos de peso) y como fructosa, por ejemplo, el plátano y la miel.

carbohidratos

¿Proteína? Entre 20 y 30 gramos es lo ideal, es decir, 100-150 gramos de carne/pescado, una lata de atún o sardinas, tres o cuatro huevos cocidos… ¿Proporción hidratos y proteínas? 1:1 o 1:2 (proteína:carbohidrato) en entrenamientos de fuera y 1:3 cuando se gasta más energía.

proteinas

Y aunque de la grasa no se suela hablar, si te tomas un poco de aguacate o varios frutos secos, tampoco está de más.

Otro alimento muy completo es la leche, entera, que, ya de por sí, mezcla proteína, carbohidrato y grasa. Incluso hay quien afirma que un vaso de leche con chocolate es suficiente para la recuperación muscular.

Glass of Chocolate Milk with Two Straws --- Image by © Royalty-Free/Corbis

Sea como sea, la química NO es necesaria si cuidáis lo que coméis, lo medís y lo hacéis con constancia y cuidado, hallaréis resultados óptimos. ¡Hasta pronto!